¿Qué podría pasar si me niego a realizar un control de alcoholemia?

alcohol

La tasa máxima de alcohol permitida administrativamente es 0,15 mg/l en aire y 0,30 g/l en sangre para un conductor novel; exactamente las mismas tasas de alcohol para un conductor profesional; y 0,25 mg/l en aire y 0,50 g/l en sangre para el resto de conductores. La sanción estará fijada por la cantidad detectada en la prueba de alcoholemia. En caso de dar positivo en la primera medición, se realizará una segunda, dejando transcurrir entre ambas al menos 10 minutos.

Si te niegas a realizar la prueba de alcoholemia incurrirás en un delito que puede ser sancionado con:

-Prisión de seis meses a un año

-Multa de 6 a 12 meses

-Trabajos en beneficio de la comunidad de 31 a 90 días

Y, en cualquier caso, con la de privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a 1 y hasta 4 años.

Deja un comentario

Suscríbete a nuestra Newsletter
No volver a mostrar